envelope-oenvelopebookscartsearchmenu

Una placa conmemorativa de San Josemaría en Logroño (España)

El 1 de diciembre de 2006 se colocó una placa en la fachada del nº 12 de la calle Sagasta, en Logroño. Se trata de un bajorrelieve con la efigie del Fundador del Opus Dei y el siguiente texto: «San Josemaría Escrivá. En este edificio vivió San Josemaría Escrivá con su familia, desde 1915 a 1918 (4º piso derecha) y de 1921 a 1925 (2º piso derecha)». La iniciativa había sido promovida por el primer teniente de alcalde del Ayuntamiento, encargado de la restauración del casco histórico de Logroño, y por la directora de la Oficina Histórica de la ciudad.

El 16 de enero de 2007 se ha puesto también una placa en el sitio en que San Josemaría, una mañana de invierno, vio las huellas de unos pies descalzos sobre la nieve.

El lugar se encuentra a la altura de un edificio propiedad de la Fundación Caja Rioja, en la calle Marqués de San Nicolás. La Junta de Gobierno de la Fundación Caja Rioja aprobó el 21 de diciembre de 2006 la colocación de este recordatorio con el siguiente texto: «San Josemaría Escrivá. En este lugar, entre diciembre de 1917 y enero de 1918, San Josemaría Escrivá descubrió su vocación de entrega a Dios, al ver las huellas que dejaban en la nieve los pies descalzos de un religioso carmelita, que transitaba por esta calle».

Romana, Nº 44, Enero-Junio 2007, p. 147.